HACER LO FARAONICO PARA ELUDIR LO NECESARIO

El Gobierno ha anunciado la construcción de un monumento al Gral. Belgrano, en  el Departamento que en nuestra provincia recuerda al Creador de la Bandera Nacional.

Como corresponde a la mentalidad  de este gobierno familiar la obra debe ser grande, marcar algún récord, verse de lejos, costar bastante y ser inaugurada con bombos y platillos poco antes de una elección.  De ahí que el mástil será el más alto de Sudamérica y tendrá un lugar central para efectuar actos con una capacidad de 10.000 (!) personas. Cifra que para reunirla en nuestra provincia requiere de movilizaciones realizadas desde el apriete del aparato partidario, pagadas por el gobierno y puestas al servicio de alguna campaña electoral.

Es necesario formular algunas  consideraciones claves respecto a esta obra:

 1* HOMENAJE A BELGRANO:

El Gral.  Belgrano murió en la miseria tras haber desempeñado todas las responsabilidades que la Patria le pidió, incluso la de militar, siendo él un brillante hombre de leyes y de economía.  Donó  para la construcción de escuelas, todos los premios materiales que recibió de los gobiernos patrios.

Este ejemplo de modestia y entrega total a la Patria,  va a ser homenajeado por un gobierno familiar que llenó sus arcas y la de sus amigos, que viola sistemáticamente la Constitución y las leyes y que viene destruyendo lenta pero concienzudamente nuestra educación pública. ¡Qué  caradurez! ¡Pobre Belgrano!

¡Pobre de nuestras jóvenes generaciones que son llevadas a la confusión y a identificar a politiqueros codiciosos, con un prístino prócer de nuestras mejores y más nobles luchas nacionales!

2* LA POBREZA  EN EL DEPARTAMENTO BELGRANO

Este Departamento es  seriamente afectado por el éxodo poblacional a raíz de la desocupación, del pobre futuro que ven  sus habitantes. Tiene  pocos centros urbanos y mucha población diseminada en  parajes pequeños. En la  mayoría de estos parajes se consume agua contaminada biológicamente y a la que los lugareños intentan purificar con  artefactos de su invención.

Sus muchas  escuelas unipersonales no reciben el material necesario para una educación de calidad que les permita enfrentar con esperanzas el futuro.

El dinero que se invertirá en este monumento tendría mucho mejor destino si estuviese des-tinado a mejorar la calidad de vida de los habitantes del Depto. Belgrano, especialmente en educación. Pero esta democracia totalitaria de los Rodríguez Saá sabe muy bien que la in-versión en educación y salud se ve a largo plazo y no sirve para ganar las próximas elecciones.

La decadencia de este Gobierno se acelera, no  tiene la menor idea de qué hacer, de cómo gobernar. Solo  mantiene por  reflejo muy condicionado, la obra  pública. Faraónica para pueda tapar las inutilidades y para lograr algún extra para el bolsillo de unos cuantos pillos.                                                                                                                                                                                SAN LUIS. 28/03/ 2005  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.