ARGENTINA DESPUES DE LAS PASO

Pasaron ya las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias, las PASO, dejando un fuerte impacto en la política argentina. Tan grande como los más de cuatro millones de votos que pierde el kirchnerismo en relación al 2011.

Aunque le pongan  florcitas y oropeles viendo lo que no hay, el kirchnerismo perdió. Que no lo asuman públicamente  nos hace temer por su reacción.

Tras las visitas de CFK al Papa se esperaba la práctica de la “cultura del encuentro”, pero está visto que esas visitas sólo fueron para lograr fotos electoraleras, no para aprender. Eso quedó demostrado con el discurso de hoy de la Presidenta.

Néstor, creador del modelo, propuso  en sus  comienzos una  concertación; para luego mostrar que sólo quería subordinación o confrontación.   Muerto Néstor no se avizora que se quiera cambiar ese rumbo.  Al contrario se intensificael monólogo y el encierro político unido a la mentira institucionalizada para tapar errores. No hay cambio de rumbo, sino intensificación del  “modelo”.  Lavocación autoritaria de Cristina es aceptada y aplaudida por su equipo. Autoritarismo no es autoridad,  la obediencia es  ciega y callada y todo junto  no sirve para gobernar.Su equipo  se limita a presentar logros y triunfos y con más intensidad allí donde no los hay.    Clara influencia  liberal capitalista, que sólo acepta el éxito.

La democracia acude a las urnas como una forma de escuchar al pueblo.  Y las urnas hablaron, pero no se las está  escuchando,  o su mensaje se  lotraduce al idioma que sólo el oficialismo nacional entiende.Durante dos años refregaron el 54% del 2009 para gobernar;  ahora con un porcentaje minoritario,  sólo atinan a un inventar un relato que los muestre ganadores.

En su primera aparición pública después del domingo, la Presidenta ratifica el modelo y anuncia profundizarlo. Y  encategórica falta de respeto a la inteligencia  argentina  alardea con el triunfo entre los Qom (a quienes no les entregan sus DNI para que voten)  y en la Antártida; conceptos similares a los de  Alberto Rodríguez Saá cuando en base a una mesa de Necochea anunció el  triunfo de su hermano Adolfo en las presidenciales de 2003. En este modelo tan confrontativo, autoritario y verticalista la Presidenta nos  recuerda  la historia del rey que  creía las lisonjas de su entorno sin advertir  su evidente  desnudez.

Nos ofende y  duele que actúe así el gobierno;  porque nadie quiere que la democracia fracase. Se quiere y espera que rija el  diálogo como  sostén de la democracia. Tampoco en esto del diálogo, la Presidenta  ha escuchado o leído al Papa.

No necesariamente los resultados de las PASO se repetirán en octubre. Con seguridad que  el kirchnerismo pondrá toda la carne al asador para esa elección, sin distinguir entre lo correcto y lo incorrecto.  La democracia republicana  no debe bajar la guardia y  más que nunca necesitarán que les pongan el hombro.

No será de extrañar una reacción como la del último bimestre del 2009, cuando la  derrota legislativa con Néstor Kirchner a la cabeza, el kirchnerismo se dedicó a promulgar leyes que les dieran más seguridad legal y política.  De ahí que podamos esperar que nuevamente  busquen imponer su  actual  mayoría legislativa para sancionar las leyes que quieren para doblegar  la justicia, entre otras cosas por el estilo.

También habremos de presenciar  el vuelco de  muchos recursos estatales  allí donde los resultados electorales del domingo les fueron  desfavorables. Seremos testigos y sufriremos el más duro y descarado clientelismo,  la constante mezcla de estado-gobierno-partido, presiones, amenazas y quizás, violencia.

Porque para eso Néstor inventó las PASO, para saber dónde se está flojo de votos y corregir como sea.

El relato oficial dice que el kirchnerismo no se equivoca,  que siempre tiene la razón, que nunca miente, que es lo mejor que le ha pasado a Argentina. El resto son enemigos a los que no cabe escuchar, por eso no dialoga ni corrige.

Queda por ver cómo se mueve el libro de pases político. Porque así como hay quienes dicen que muchos abandonarán  el Frente Para la Victoria; también es posible que mediante compra-venta, regalos,  presiones o amenazas  el FPV recupere (o borocotice) algunos dirigentes.  Es dable esperar más y peor de lo mismo de siempre.

Las urnas hablaron  diciendo mayoritariamente  que este proyecto  no es aceptado, que el pueblo  quiere más y mejor democracia republicana, con diálogo, con valores, construyendo futuro y no reviviendo pasado. Sin mentiras ni agravios.  Conceptos que hasta ahora no son propios del kirchnerismo.

SAN LUIS. Agosto 14 de 2013.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.