¿Oximorón!

Descubrí  esta palabra en un trabajo del Sub Comandante Marcos ( Ejército Zapatista de Liberación Nacional – Chiapas- México). Quien la definía allí con palabras de Jorge Luis Borges. Buscando un poco más la encontré en el diccionario de la Academia Española,  el que la define así: “ Combinación en una misma estructura sintáctica de dos palabras o expresiones de significado opuesto, que originan un nuevo sentido.” Tiene etimología griega: en oxis. agudo y moros: estúpido. Ya se ve allí esa oposición que encierra.

Ejemplos de oximorón: graciosa torpeza; caos controlado; luz oscura; ejército pacificador, etc..

¿A qué vienen estas disgresiones?

Pues, a nuestra realidad política provincial, gobernada por la familia Rodríguez Saá. Gobierno que nace en 1983 por la vía democrática, cuando se recuperan las instituciones hasta ese momento mancilladas por la dictadura.

Instituciones que lentamente  fueron – y continúan – siendo controladas y dominadas al antojo de los dos hermanos dueños de la dinastía familiar. Al punto tal que hoy, Poder Ejecutivo, Poder Legislativo y Poder Judicial, son un torpe remedo de lo que deben ser.

Así lo que comenzó siendo una democracia, es hoy un dictadura.

He aquí nuestro OXIMORON: una democracia totalitaria.

¿Para qué nos sirve este oximorón? Para precisar nuestra situación institucional, para definir nuestro adversario. Porque hay que enfrentar a una dictadura con antifaz de democracia, lo que nos obliga a abrir muchos frentes de batalla. Y dije adversario, cuando en verdad y por  imperio de la gravedad que encierra esta situación, es un verdadero enemigo del pueblo democrático de la Provincia de San Luis.

El objetivo es enfrentar hasta destruir a esta democracia totalitaria, destruir toda manifestación de este oximorón  institucional de San Luis.

Febrero de 2005 – San Luis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.